1 Feb, 2020 por

Gracias a la solidaridad de los vecinos encontró sus bicicletas robadas a punto de ser vendidas

El jueves por la noche se registró un hurto en una vivienda del barrio La Cascada, la casa ubicada sobre calle Goñi sufrió la «visita» de un joven, aparentemente menor de edad quien todavía no se pudo comprobar si estaba solo o con alguien haciendo de «campana». En un sector interno del patio de la casa había una puerta que fue abierta por el malhechor que según dijo Roxana, dueña de la casa a Lacar Digital «sabían que estaban las bicicletas ahí porque entraron derecho a ese lugar, lo peor es que nosotros estabamos durmiendo arriba con mi pareja y podria haber sido cualquier cosa si lo encontrabamos ahí».

Valuadas en mas de 50 mil pesos ambas bicicletas fueron compradas por esta pareja que había decidido cambiar de vida y vivir en la Cordillera por la tranquilidad y la paz que había. Así fue que se mudaron a San Martín de los Andes, pero antes, hace unos 7 meses compraron estas dos bicicletas en San Luis. «Desafortunadamente estos pibitos que son conocidos parece en la zona, averiguaron que eramos nuevos y demás, y nos entraron a casa» dijo a Lacar Digital la vecina.

«Publiqué en todas las redes de San Martín de los Andes y tengo que destacar que los vecinos compartieron enseguida, lo que generó presión y empezaron los mensajes que me daban información de donde podrían estar. Pasaron unas 12 hs y el movimiento en redes me dio la posibilidad de llegar hasta donde había un allanamiento por una denuncia aparentemente anónima, ahí encontré mis bicicletas destrozadas, desarmadas, pintadas con aerosol, una de ellas no tenía parte de los frenos a disco, y algunas otras cosas que faltban. La Policía me pidió los papeles que pude conseguir via mail en San Luis para que sepan el número de cuadro de cada rodado» dijo a este diario Roxana.

«Lo mas sorprendente es que todo lo que nos habían dicho era así, cuando la Comisaría 43 intervino pudimos recuperarlas y esta mañana en la Comisaría de la Mujer y Adolescente nos las entregaron ya que pudimos comprobar que eran nuestras. En menos de 12 hs ya habían desarmado y camuflado el cuadro de las bicicletas pero las cubiertas estaban intactas. Lo mas terrible es que encontramos las bicicletas a pocas cuadras de nuestra casa» dijo la vecina indignada.

«Cuando llegamos al lugar hubo disturbios porque alguien salió a defender al chorro y la policía tuvo que separarlos» dijo a Lacar.

«Sólo me queda agradecerle a todos los vecinos y vecinas que compartieron todo el día la publicación de que buscaba mis bicicletas, vinimos a vivir acá porque queríamos paz, arrancamos mal pero sabemos que esta ciudad es tranquila así que espero que la justicia haga algo con estos menores que andan impunes por las calles como si nada» finalizó.