16 Mar, 2020 por

Un director se robó el dinero para el comedor de una escuela de Junín

El hombre admitió el hecho y haber falsificado varias firmas para quedarse con los montos. Fue condenado a «prisión condicional e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos».

El director de una escuela de Junín de los Andes admitió haberse quedado con el dinero del comedor. Además, reconoció haber falsificado firmas para hacerse de la suma. A través de un acuerdo, el jueves fue condenado a «prisión condicional e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos».

El imputado es Hugo Alberto Gallardo, según lo difundido desde el Ministerio Público Fiscal. Se lo acusó de haber falsificado documentos y defraudo a la administración pública, «en su carácter de funcionario público como director de una escuela primaria».

El hombre admitió ser responsable de tres hechos, todos ocurridos durante el 2018. En septiembre de ese año, falsificó «la firma de dos personas en el acta de rendición del comedor escolar», por un total de «$8.482 correspondiente al mes de agosto de 2018″.

Se le atribuyó el mismo delito en noviembre de ese año. «Hizo en parte falso un instrumento público, al falsificar las firmas de otras dos personas en el acta de rendición de comedor escolar y/o refrigerio», señaló la fiscalía. En esa ocasión, la suma fue de «$14.991», por el mes de septiembre.

Se lo imputó, además, por un tercer hecho. Aunque no se pudo especificar las fechas, el MPF indicó que en los meses de agosto, septiembre y octubre de 2018, el acusado se apropió del dinero del refrigerio del colegio. El fiscal del caso explicó que cometió defraudación contra la administración pública al «hacer que compraba alimentos para el comedor, que nunca llegaban al mismo».

El juez de garantías que intervino en la audiencia, homologó el acuerdo presentado por las partes y declaró culpable al imputado por los delitos de falsificación de documento público y defraudación a la administración pública.

Se le impuso dos años de prisión condicional e inhabilitación perpetua para ejercer un cargo público. Durante el plazo de la pena condicional deberá cumplir con ciertas pautas de conductas, como fijar el domicilio, no cometer delitos, «someterse al control de la dirección de población judicializada y abstenerse de cualquier tipo de conflicto con los denunciantes y testigos del hecho».