31 Jul, 2020 por

Continúa la lucha y apoyo por una vivienda para Nadia y sus hijos

Las agrupaciones Pan y Rosas en el PTS Fit-unidad, Socorristas en Red Los Lagos, La Maroma, Colectiva feminista Decolonial Antipatriarcal, Coordinadora Es por Laura es por TODAS, Colectiva Plurinacional de Abya Yala, se sumaron al pedido de una vivienda para Nadia y sus hijos.

En un comunicado expresaron «Desde las diferentes agrupaciones de mujeres, géneros y disidencias, nos solidarizamos con la lucha por una vivienda propia para Nadia y sus hijes».

En medio de la crisis económica generada por la pandemia, muchos vecinos de la localidad se vieron afectados, directamente, por la pérdida de su empleo o sustento, en este sentido las agrupaciones aseguraron que la respuesta del estado no fue la adecuada.

«En este contexto de crisis sanitaria, económica y social se ha profundizado la situación de miles de familias, que han perdido su fuente laboral, le han rebajado los salarios, muchas mujeres sostén de hogar, que no han tenido respuestas por parte de los gobiernos provincial y municipal».

La historia de Nadia y sus hijos tomó relevancia luego de que la mujer usurpara una vivienda de Chacra 32 que pertenece a una señora que no vive ni en la localidad, ni en la provincia desde hace algunos años. Esto dejó en evidencia que muchas de las viviendas sociales entregadas por el gobierno no están siendo habitadas como debieran.

Entre los rumores sobre la vivienda se dijo que la dueña le había «donado» el lugar al Instituto Bíblico Cristiano Berea. Hipótesis que tomó fuerza cuando miembros de esa congregación fueron de manera violenta a querer sacar a Nadia y sus hijos.

Por este motivo las agrupaciones resaltaron: «Repudiamos todo tipo de violencias ya ejercida por parte del Instituto Bíblico Cristiano de Berea, y hacemos responsable al Intendente de cualquier tipo de desalojo».

Además indicaron: «Exigimos respuestas inmediatas», y citaron «como dice Nadia «con $15000 pesos no puedo vivir, no me alcanza para pagar un alquiler, ya que si pago uno es en condiciones precarias y no me queda plata para la comida de mis hijo/a y en este momento me encuentro privada de mi libertad para salir a trabajar».

También expresaron que «esta situación que atraviesa Nadia y las miles de mujeres, que no tienen respuestas, y las que sufren violencias machistas, no cuentan todavía con un refugio donde acudir, hace años que el movimiento de mujeres venimos luchando en San Martín de los Andes por estas demandas por un plan integral».

Finalmente manifestaron que «hoy en día son varias las denuncias que se han hecho por violencias, y el estado sigue sin dar respuestas concretas».

y concluyeron «seguimos exigiendo:»

  • Ni una menos por violencias machistas
  • Ni una menos sin trabajo
  • Ni una menos sin vivienda.

Firman:
Nadia G. Guerrero.