14 May, 2021 por

Nuevas medidas restrictivas en la provincia de Neuquén

En el marco de la evolución de la situación epidemiológica, el gobernador Omar Gutiérrez anunció nuevas medidas restrictivas que regirán en toda la provincia de Neuquén desde el sábado 15 de mayo hasta el 21 de mayo inclusive.

Las medidas tomadas son las siguientes:

  • Se suspenden las reuniones sociales en espacios públicos al aire libre
    de más de CINCO (5) personas.
  • Los locales comerciales podrán funcionar entre las 06:00 y las 21:00 horas.
  • Los locales gastronómicos podrán atender clientes en salón entre las 06:00
    y las 23:00 horas (con una hora adicional para clientes, empleados y propietarios para
    transitar y llegar hasta sus domicilios). Podrán hacer delivery y take away hasta las 00:00.
  • La CIRCULACIÓN EN LA VÍA PÚBLICA se suspende entre las 22:00 y las 6:00
    horas del día siguiente, excepto para los fines gastronómicos autorizados.
  • Las escuelas se mantienes abiertas, pero se suspende transitoriamente
    el dictado de clases presenciales en los distintos niveles y modalidades del
    sistema educativo provincial.
  • La administración publica provincial, con excepción del sector Salud,
    Policía y otras áreas críticas y esenciales, trabajará exclusivamente en forma remota, quedando sólo guardias mínimas.
  • Se suspenden las actividades y actos oficiales provinciales y municipales.
  • Se suspenden todas las competencias deportivas a nivel provincial y
    municipal, sea en espacios cerrados o al aire libre.
  • Las salas teatrales podrán seguir funcionando con aforo reducido al 30%, y
    hasta las 21:00 horas
  • Se suspende la realización de actividades religiosas en espacios cerrados, en iglesias, templos y otros lugares de culto. SÓLO PODRÁN REALIZARSE AL AIRE LIBRE.

La decisión de tomar estas nuevas medidas se dio en el contexto sanitario en la que se encuentra la provincia. En la última semana se registraron cuatro días consecutivos por encima de los 600 nuevos casos, además la ocupación de la terapia intensiva llegó al 99 por ciento por lo que el sistema sanitario estaba al límite, incluso con pacientes en espera de una cama libre.