23 Ago, 2021 por

Una policía salvó a un bebé: «Fue instinto profesional y de mamá»

Eliana Enríquez es Policía, el domingo salvó a un bebé de 15 días practicándole RCP ya que tenía obstruída sus vías respiratorias. El padre del bebé ingresó al Destacamento de Chacra 30 desesperado porque su hijo no respiraba.

Hace 4 años que pertenece a la Fuerza Policial de la Provincia de Neuquén según contó a Georgina González en LMNeuquén. Eliana estaba este domingo en el destacamento de Chacra 30 una una pareja de padres de un bebé de 15 días ingresó desesperada luego de que su hijo sufriera la interrupción de su respiración. Todo ocurrió alrededor de las 22 de este domingo. Eliana Enríquez estaba sola y a cargo de la guardia mientras sus compañeros estaban haciendo patrullaje por la zona según detalló el diario impreso de Neuquén.

“Me golpean la puerta y entra un hombre desesperado que me decía que necesitaba una ambulancia, que su bebé estaba ahogado y que no podía respirar”, describió la policía. La oficial llamó a la ambulancia y segundos más tarde ingresó al destacamento la madre del bebé con su hijo en brazos.

“La mamá estaba totalmente alterada, cuando baja del auto lo primero que me sale es sacarle el bebé de sus brazos y lo pongo boca abajo y le empecé a hacer masajes de RCP en su espalda. Y ahí no más lo empezamos a oír llorar”, relató aún emocionada la policía.

El pequeño Gaspar tiene tan solo 15 días, y según le contó luego el papá a Eliana, estaba su mamá amamantando cuando vieron que se empezó a poner rojo y que no podía respirar. Cuando todos estaban más tranquilos llegó la ambulancia, y la familia acompañó al bebé para ser revisado por médicos del Hospital de San Martín de los Andes. Allí pasó toda la noche para ser observado y esta mañana ya se había ido rumbo a su hogar con su papá y mamá.

“A nosotros nos capacitan, siempre viene personal de salud, teníamos una capacitación previa ante estas situaciones, a situaciones de ahogamiento tanto de niños como de adultos”, explicó la policía, quien igualmente aclaró: “Fue instinto profesional, como también de mamá, fue pensar por dentro que puede ser mi hijo”.

Eliana junto a su hijo.

Eliana junto a su hijo.

Eliana alcanzó a tomar los datos de los padres y este mañana se comunicó con ellos, ahí le contaron que el bebé estaba bien, que habían pasado la noche en el hospital por resguardo.

“El papá me dijo que estaba super agradecido conmigo y yo le pude decir que yo también con ellos por haber confiado en mí”, contó la policía, quien aún disfruta de haber protagonizado esta historia con este final feliz. ”Te llena de orgullo, es un momento donde tenés una vida en tus manos y lográs que el bebé se salve, es una emoción que no sé cómo explicarla”.