23 Jul, 2020 por

Villa La Angostra: El matrimonio que llegó para hacer «turismo» fue imputado pero se quedará en la localidad

El juez a cargo de la audiencia avaló los cargos presentados por la fiscalía por violar la cuarentena obligatoria pero, en cuanto a la medida cautelar solicitada, resolvió rechazarla.

En una audiencia realizada el día de ayer, el asistente letrado Ramiro Amaya acusó al matrimonio de empresarios compuesto por Francisco Raúl Marseillan y Marcela Macchiavello de violar las medidas adoptadas por los gobiernos nacional y provincial para impedir la propagación del virus COVID-19.

Es por eso que el Ministerio Público Fiscal le atribuyó al matrimonio, «la transgresión al artículo 205 del Código Penal en carácter de autores», dicha norma establece que “será reprimido con prisión de seis meses a dos años, el que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.

Las medidas cautelares que rechazó el juez

Durante la audiencia de formulación de cargos, el asistente letrado solicitó la imposición de medidas cautelares para el matrimonio.

En principio solicitó que los acusados se presenten en la comisaría de su localidad de origen ubicada en la provincia de Buenos Aires dentro de las próximas 48 horas. “Los imputados se excedieron en el uso de las habilitaciones para circular que les otorgara las declaraciones juradas, con la finalidad de viajar desde Buenos Aires a Villa La Angostura para hacer turismo”, planteó.

A su vez Amaya también indicó que los empresarios “han vulnerado el resguardo dispuesto en su protección y el de toda la sociedad», y que «a pesar de residir  habitualmente en una zona que ha sido considerada afectada por la circulación comunitaria del virus COVID-19, desaprensivamente viajaron a Villa La Angostura  -que no posee casos activos- incrementando el riesgo de propagación de la enfermedad».

Además, puntualizó que «los imputados han demostrado que no pueden someterse voluntariamente a las restricciones dispuestas por la Ley. Entendemos que deben cumplir el aislamiento social preventivo y obligatorio en su lugar de residencia habitual”.

El hecho atribuido por la fiscalía

El hecho que la fiscalía les atribuyó ocurrió el 14 de julio pasado cuando fueron demorados por personal policial en la Ruta 40, en las afueras de Villa La Angostura, alrededor de las 15.10.

Amaya acusó al matrimonio por el hecho que ocurrió la tarde del 14 de julio pasado, según el cual, los acusados violaron el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO) ordenado por el Presidente en un decreto del 19 de marzo pasado. Medida que fue prorrogada por otros decretos varias veces.

Relató que los imputados llegaron a la localidad en un vehículo Volvo último modelo y que en el puesto de control de Muelle de Piedra fueron interceptados por personal policial.

Allí explicaron que se dirigían a su vivienda que tienen en el barrio Cumelén y presentaron dos permisos que, según la fiscalía, no están dentro de las actividades exceptuadas como esenciales.

El certificado de Francisco Raúl Marseillan indicaba que lo exceptuaba por tratarse de personal afectado a obra pública y en el de su esposa, Marcela Macchiavello, figuraba como persona afectada a la actividad de equipamiento médico e insumos.

Para sustentar la acusación presentó el acta de procedimiento policial, informes del municipio que consignan que la firma Droguerías del Sud, de la que Macchiavello es directora, no son proveedores del Estado municipal y un informe del secretario de Obra Públicas, Catastro, Planeamiento, Infraestructura, Medio Ambiente y Fiscalización de la municipalidad, Fabián Arévalo, que indica que Marseillan está solo registrado como director técnico en dos obras de su propiedad, no vinculado a obras pública en la localidad.

El fiscal también mencionó el acta del secuestro en la vivienda de Cumelén, donde incautaron 5 declaraciones juradas pertenecientes a los sospechosos con las actividades exceptuadas que desarrollan, entre ellas, las dos que presentaron en el control policial cuando entraron a la localidad.